Es una técnica no invasiva que mejora la textura de la piel, a la que proporciona elasticidad para que se vea mucho más firme y joven. Reduce volumen y favorece el drenaje linfático, por lo que también se elimina la celulitis y la temida piel de naranja. 

Los resultados se ven después de cada sesión y se van afianzando en los siguientes meses.



Consúltanos por Whatsapp

Si quieres más información rellena este formulario

Por favor, revisa los campos seleccionados
Antes de firmar/enviar tu solicitud, lee y acepta nuestra información básica sobre protección de datos, contenida en nuestra política de uso de datos

Gracias por contactar con nosotros

En la mayor brevedad posible nos pondremos en contacto con usted